NUEVAS FORMAS DE TRABAJO EN STUDIO DOMUS




En Guatemala, empresas tanto grandes como pequeñas se han visto obligadas a acelerar la modalidad de teletrabajo que de alguna manera ya se venía desarrollando. Sin embargo aún son pocas las que han conseguido migrar sus procedimientos anteriores a plataformas virtuales y centralización de contenido en la nube. Studio Domus trabaja con clientes en la transformación de espacios de oficina, que en muchos casos se está reduciendo en tamaño y cambiando en aspectos de utilidad. La visión de espacios permanentes está siendo sustituida por la noción de hub para que más personas puedan trabajar en casa. Si bien pareciera que en la actualidad no existe una preocupación mayor crear espacios de trabajo, Studio Domus no ha dejado de tener proyectos y entre ellos el diseño de espacios laborales, cuyos cambios más importantes giran ahora alrededor de prácticas de salud, como distanciamiento, lógicas de movimiento dentro del espacio para evitar acumulación de personas en una sola área y dispositivos touchless. También se están planteando espacios para trabajo en los espacios de vivienda, como business centers mejor diseñados en edificios de apartamentos, así como estudios dentro de los hogares.



Para esta transición en las modalidades de trabajo, Studio Domus también puede brindarle a sus clientes un ejemplo pues ya llevamos diez años de implementar la tecnología en nuestro día a día. Actualmente hemos conseguido digitalizar la oficina, sabiendo que no dependemos de un espacio físico establecido. Las nubes son sumamente importantes en este sentido pues no siempre son seguras y requieren de inversión. En Studio Domus hacemos uso exclusivo de plataformas privadas. Las videoconferencias, por ejemplo, se realizan en una red privada para garantizar la seguridad de sus contenidos. Lo que se debe tener claro es que nadie tiene una receta perfecta y será un proceso de ensayo y error, pero, como podemos ver, ya es un factor fundamental para empresas y entidades.

Otro aspecto que deben considerarse junto con las transformaciones antes mencionadas, es el replantearse el contrato laboral. En Studio Domus estamos considerando estas modalidades de trabajo desde los contratos para garantizar una comunicación transparente y protocolos claros entre todos los involucrados. La realidad es que no basta con decir que se va a trabajar desde casa para que esto funcione. Durante la crisis parece haber funcionado pero esto no significa que vaya a ser así cuando la ciudad retome sus actividades normales y las personas se reintegren a sus actividades sociales. Precisamente por eso debemos tener políticas establecidas. En muchos casos lo que funcionará mejor será el modelo híbrido. Para ello, la labor de las empresas es dejar reglas claras en los contratos laborales para asegurar el manejo de tiempo durante horas que están siendo pagadas por la empresa. Será un reto para recursos humanos y para finanzas, pero también creo que surgirán nuevas maneras de monitorear al empleado para no disminuir la productividad de la empresa.



En otros países muchas personas están rechazando el retorno a la oficina por cuestiones de seguridad, pero una de las soluciones que han ofrecido ha sido la creación de divisiones. Se crean distintos equipos que nunca interactúan entre sí (por ejemplo, el grupo A llega lunes, miércoles y viernes y el grupo B llega en los días restantes). ¿Qué beneficio nos da esto? Si un empleado resulta enfermo, se envía a todo su equipo a cuarentena y se disminuye la exposición al virus. También creo que se deben pasar encuestas y monitoreos previos a cualquier decisión para considerar los sentimiento de cada colaborador y establecer las prácticas necesarias para crear un ambiente seguro con un desempeño profesional adecuado. Otra modalidad que está surgiendo es la de oficinas sin contacto. Mientras que muchas oficinas estaban pensadas para para facilitar el flujo de comunicación, ahora vemos un resurgimiento de barreras físicas y distanciamiento. La sensación de compañerismo y bonding se verá afectada hasta que se encuentre una cura. Inevitablemente, tendremos que enfrentar una reactivación económica donde regresemos a la oficina, y será un proceso de aceptación hacia el nuevo modelo de oficina.

154 vistas

© Copyright 2019 Studio Domus. All rights reserved.

Studio Domus_logo_pos.png
  • Blanca Facebook Icono
  • Blanco Icono de Instagram